miércoles, 29 de julio de 2009

Compartir con los amigos

Compartir con l@s amig@s el camino, experimentar juntos, cooperar en el crecimiento propio juntos, tomar conciencia que el sendero es común y participar en el viaje con renovadas energías.

Compartir con los amigos las energías del amor incondicional que impregna la creación universal, ser participantes activos, llenos de alegría y fuerza vital para vencer las dificultades de la vida.


Abrirnos a la naturaleza, permitir que los elementos naturales movilicen nuestro ser, la luz del rayo despierte la fuerza oculta que desde el interior, como semilla que echa raíces y suavemente crece hasta que asoma buscando el calor del sol y la lluvia que le permite manifestarse plena de flores que luego de un tiempo dan su fruto.

Acompañar a los que nos acompañan en este tramo de la vida, aprender a encontrar compañeros, entender que somos lo mismo y compartir los sentimientos.

Bendecir todas y cada una de las acciones que realizamos, de las personas que nos rodean, de las situaciones que vivimos para que nos muestren nuevas luces indicando rutas no recorridas, necesarias para completar lo que en esencia ya somos y lo que tenemos que llegar a ser.

Conforme me llamáis para inscribiros en los cursos y talleres, mi corazón se llena de alegría y entusiasmo al sentir las vivencias por compartir y los días vuelan en busca de esos momentos que se perfilan memorables.

Encuentro lugares de meditación, espacios de silencio natural pleno de sonidos y vibraciones, las plantas, pájaros y seres luminosos y protectores se preparan para daros la bienvenida.

Aprender a reconocer las protecciones que el universo nos depara, dejar de lado la necesidad adolescente de ser independientes y reconocer la dependencia de todo lo creado.

foto Alpujarra. flickr
foto Sierra nevada.flickr


Para compartir la experiencia, infórmate en :
Un abrazo a todos los que no podáis venir, siempre estáis en nuestro corazones.

domingo, 26 de julio de 2009

Rueda de energía de julio 09

Rueda de energía de julio 09, para celebrar que las energías del calor se manifiestan en plenitud, el momento del año más Yang, masculino y por eso es propicio pedir a la diosaTara, arquetipo de la energía femenina o Yin, por el Amor, la paz y la prosperidad de todos los seres.

La rueda de energía de julio tuvo una buena participación de personas del pueblo y de visitantes, también hubo muchos espectadores que siguieron todo el acto comodamente sentados en los bancos de la plaza y en las terrazas de los bares.

Además, el sonido amplificado del mantra llegaba a todos los rincones del pueblo, que es pequeño para que las personas que no pudieron asistir, realizaran el mantra desde su casa.

Una rueda muy especial, como todas, donde liberamos las tensiones emocionales para dejar espacio y sincronizar con las energías de sabiduria y compasión propiciadas por Tara, la liberadora.

Despues de recitar el mantra, realizamos una rueda de sanación y ofrecimos la energía a todas las personas necesitadas, a los gobernantes del planeta y a la Tierra misma, para beneficio propio y del universo.

Agradecimos a todos, presentes y ausentes, por la oportunidad de aprendizaje que nos habían brindado, nos despedimos dándonos unos abrazos en el amor incondicional.

Hasta el 29 de agosto que celebraremos la próxima Rueda de energía por el amor, paz y prosperidad de todos los seres.

leer + sobre este tema en blog.escuelavacacionesalpujarra:
  1. Rueda de energía de abril a Tara, la Liberadora
  2. Inicios de la rueda de energía
  3. Rueda de marzo 09
foto. kunkyab.fpmt/tara

jueves, 23 de julio de 2009

Rueda de energía, Pampaneira, 25 de julio


Rueda de energía en la plaza de Pampaneira el 25 de julio a las 21'30 H.

Rueda de energía por el Amor, Paz y prosperidad de todos los seres del planeta.

domingo, 19 de julio de 2009

Acciones

La acción como fuerza que ejerce un fenómeno contra otro; como cada parte en que se divide un capital; estas definiciones del diccionario de la lengua española son adecuada para el tema que nos ocupa.

La acción como parte de un capital es un analogía para explicar como la vida se compone de acciones, la mayor parte son pequeñas y cotidianas; las grandes gestas son escasas en la mayoría de las personas.

La acción como fuerza, impulsa un movimiento que sigue una dirección y un sentido que viene determinado por la intención que lo motiva, según el I Ching es aquí donde se sitúa el inicio del ciclo generativo de todo fenómeno.

La intención que genera la acción es determinante y es aquí donde radica la responsabilidad propia y el compromiso con uno mismo de contribuir a la recreación de una sociedad sostenible que permita a nuestros descendientes continuar la evolución del ser humano en armonía con los procesos naturales del universo.

A veces "escribimos con la mano y borramos con el codo" proponiendo objetivos que nosotros mismos nos encargamos de no realizar llenando el camino de obstáculos, dudas y críticas que desvían las acciones del camino correcto.

Una visión de futuro clara o justa requiere primero un análisis detenido de la situación, contemplando todos las aristas, atendiendo a todos los condicionantes para luego distanciarse de las propias circunstancias y adoptar una visión de conjunto, como situándose en lo alto de una montaña para ver la perspectiva.

La visión global permite transcender los obstáculos del camino y enfocarse en buscar las soluciones; esto aporta el estímulo necesario para recorrer las diferentes etapas.

En la intención tiene que estar presente el no hacer daño a los demás y en todo caso que cause el menor perjuicio posible.

Observar los efectos de nuestras acciones en los demás, es uno de los requisitos necesarios para comprobar el rumbo que llevamos y hacer paradas para mirar si aportan bienestar y sosiego interno de modo que haya un beneficio mutuo y un equilibrio entre dar y recibir.

Actuar con benevolencia no significa aceptar situaciones humillantes, ni abusos de poder hay que extrae la fuerza para revelarse contra las situaciones de opresión; una fuerte acción externa basada en el sosiego y la firmeza interior es la acción que requiere este tipo de situaciones por el bien propio y de los demás.

Actuar con decisión evitando caer en los resentimientos y en la necesidad de justificar la reacción que implique a terceros. Cristo se reveló contra las costumbres obsoletas de su entorno, no dudó en sacar el látigo en el templo ni en defender a los débiles y pecadores.

Actuar en descuerdo con uno mismo, Jesús le llamaba ser fariseo, es ir contra la propia naturaleza: esto es la enfermedad que tarde o temprano se reflejará en el cuerpo físico encendiéndose la alarma con los diferentes síntomas que componen un cuadro clínico.

Toda acción:
  • tiene una causa que es la intención que la provoca, a su vez la intención depende de la Visión de futuro.
  • tiene unos efectos que se pueden prever si se analizan las fuerzas que intervienen.
  • es permeable a un cierto grado de incertidumbre.
  • tiene que beneficiar la creación.
  • tiene que emanar de ese lugar de paz que mora dentro de ti.
foto.flickr

relacionado con el tema:

sábado, 18 de julio de 2009

Compromiso con uno mismo

Compromiso con uno mismo es un acuerdo negociado donde se establecen los objetivos y las acciones a realizar.

Un compromiso con uno mismo requiere tener una visión justa de futuro y plantear las tareas de modo que haya acuerdo interior y que no se provoque autorrechazo, para esto es conveniente proceder suavemente.

La cuestión principal es como tener una visión justa del devenir, como enfocar el futuro atendiendo a las múltiples causas que inciden en cada circunstancia, aquí hay que reconocer la imposibilidad de controlar todos los factores que intervienen. Esto es el principio de incertidumbre que hay que admitir y aceptar.

Aceptar la incertidumbre presente en todo fenómeno donde participa el ser humano y admitir que es complicado comprender los múltiples condicionantes para tomar actitudes éticas, en el sentido de sentirnos bien con nosotros mismos, que dejen una sensación de tranquilidad interior.

La palabra compromiso puede levantar rechazos porque suele ir asociada a obligaciones, los esfuerzos súbitos suelen generar tensiones, es más bien una actuación suave pero penetrante como la brisa del mar que se eleva desde lo más profundo hasta caer en forma de lluvia.

El comprometerse con uno mismo para fortalecer la voluntad de mantenerse en el camino de la salud, del respeto al medio, de la búsqueda de la paz interior, de las causas que contribuyen a la felicidad propia y de los demás seres del universo.

Establecer un contrato personal con uno mismo donde se establece un compromiso de actuar conforme a valores y principios que aporten bienestar para uno mismo y para los otros.

Si no se te ocurre nada te propongo que te comprometas a seguir los cinco principios de Reiki que el maestro Usui legó a la posteridad.

foto.flickr

Relacionado con el tema:

lunes, 13 de julio de 2009

Objetivo personal

El Objetivo personal es dar cumplimiento a la esencia de la persona, es el programa que identifica la finalidad hacia la cual deben dirigirse los recursos y esfuerzos para dar cumplimiento a los propósitos establecidos.

El objetivo personal es el medio por el cual se llegara a cumplir el fin establecido en la programación esencial del individuo. La objetividad es una característica que requiere separación del sujeto, considerar un punto de vista global y establecer la relación con el todo.

Esto lleva a reflexionar sobre lo contradictorio de asociar el término objetivo con personal, sería más correcto llamarle, objetivo de los seres humanos y entonces resultaría que hay una misión común para todos las personas que habitamos el planeta.

Los objetivos personales están relacionados con lo que hemos venido a realizar en la tierra. Partimos de la hipótesis de que cada ser tiene un papel importante y fundamental en la misión universal que tiene el género humano.

El objetivo general sería: Ampliar la consciencia, es decir, Ganar en conocimiento y entendimiento. A esto se le llama también contribuir a iluminar el mundo o conseguir la iluminación.

Este proceso requiere aprender a utilizar el hemisferio derecho, actuando desde el sentimiento y comprendiendo la importancia de hacer las cosas desde el corazón, reduciendo el control de la mente racional y aumentando los actos intuitivos que buscan el umbral de la felicidad.

La felicidad propia y de todos los seres del universo es un gran objetivo personal.

foto.flickr
Relacionado con el tema:
puedes ver en Teoria Yin Yang:


sábado, 11 de julio de 2009

Hablar con uno mismo

Hablar con uno mismo como si nos viéramos desde fuera, poniéndonos en nuestros propios zapatos como si fuéramos otra persona, esta es una práctica recomendable en esta época.

Hablar con uno mismo reconociendo la dualidad del ser, por un lado la persona que soy, con las limitaciones impuestas por la materia; el personaje que muestro a los demás que solo es una manifestación del ser que soy.

Personalmente, establezco un diálogo entre lo que creo ser y el ser que en realidad soy, al que reconozco poseedor de todo el conocimiento que necesito saber para mi evolución ya que es una emanación de la fuente de Inteligencia universal, del Espíritu.

"Lo que creo ser" que le llamamos persona, forma parte del "ser que soy" que es una dimensión más amplia, en realidad es la totalidad de las dimensiones pues a nivel espiritual no se puede reconocer la división ya que en esencia somos lo mismo.

Reconozco que esa parte de mi, que le puedo llamar mi ser interno, sabe los objetivos de la existencia en la tierra, que imagino como un camino de experiencias y le doy el papel de guía del viaje; como tengo fe en la información que posee, acepto que a veces tengo que sufrir en la ruta, momentos de cansancio, de hambre, de sed o incluso puedo tener "una pájara" donde pierdo el sentido de la necesidad del esfuerzo.

Cuando vas en un camino sabes que todo es transitorio y que nada permanece, los momentos difíciles pasan y más pronto que tarde, si te aplicas en el paso llegas a un destino donde saciar las necesidades y descansar.

La realidad se vive diferente dependiendo desde donde se mire, el estado de conciencia que se tome como referencia, una actitud que ayuda a conectar con nuestro guía interior es lo que llamamos niñ@interior que actúa desde la intuición, el desapego, la deshinibición que le da el sentirse cerca del origen.

Hablar con uno mismo para conectar con la propia esencia que conoce los pasos a dar para cumplir la misión encomendada en la tierra.

foto.flickr

puedes leer en blog.escuelavacacionesalpujarra

jueves, 9 de julio de 2009

Ponerse en los zapatos de...

Ponerse en los zapatos de otra persona es meterse en su situación y comprenderla sin juzgar.

Ponerse en los zapatos de... es una práctica que se utiliza en teatro para trabajar los personajes y que sean reales, de carne y hueso; también es una técnica de crecimiento personal para desarrollar la cualidad de la compasión: entender y compartir con los demás, su pasión.

Este ejercicio ayuda a desapegarse de las propias pasiones para meterse en el personaje que se observa.

Se trata de mirar a una persona desconocida e imaginar sus condiciones de vida ... si yo soy esa persona... probablemente en la misma situación obraría igual... intentar captar el sufrimiento del otro.... interiorizar en el cuerpo las sensaciones...

Por muy breves que sean estas interiorizaciones, son un eslabón más en el camino de aprender a no juzgar, como una forma de aceptar a nosotros mismos a través de los demás.

foto.flickr

miércoles, 8 de julio de 2009

Mirarse desde fuera

Mirarse desde fuera, como si fuera otra persona, con los mismos ojos que aplico a los demás, es una práctica muy propicia que ayuda a establecer una cierta distancia con nuestras acciones y con nosotros mismos.

Mirarse desde fuera para ganar en objetividad, reconociendo que la mente es un colador que selecciona los contenidos en base a las propias creencias y experiencias, de modo que siempre tendremos un punto de vista subjetivo que aporta referencias sobre el juicio que emitimos sobre nosotros mismos.

Hay un ejercicio clásico, en la técnicas de desarrollo personal, para mirarse desde fuera:
  1. En posición cómoda, cierro los ojos y observo la respiración, unos momentos, como sale el aire y como entra; esto es para centrarme en el aquí y ahora y olvidar viejos pensamientos.
  2. Imagino un camino, lo construyo con todo detalle en mi mente.
  3. Miro el camino y observo una persona que aparece en él, está ahí, la miro ¿Que apariencia tiene? ¿Está quieta, parada...? o quizás se mueve ¿Como anda? ligera, pesada, cansada, libre...
  4. Tomo conciencia de las sensaciones...
Esa persona que imgino, soy yo... y el camino es mi vida.

El camino también nos ofrece detalles de nuestras creencias y del modo de construir la vida; la forma del camino, los obstáculos, la vegetación que lo circunda, las cuestas y las bajadas son símbolos que reflejan la propia actitud en la vida.
foto.flickr

martes, 7 de julio de 2009

Entre pucheros anda Dios

Entre pucheros anda Dios, es una frase de Santa Teresa de Jesús que significa que la vida cotidiana es un perfecto camino espiritual.

Entre pucheros anda Dios es una analogía que concede importancia a las tareas cotidianas, de modo que la rutina diaria se convierte en ritual que acerca a la fuente original del Conocimiento.

En un centro de retiros, que tenía un hermoso jardín lleno de pequeños detalles, había una monja barriendo las hojas que caían de los árboles. Al verla, la felicité efusivamente por el exuberante oasis, ella me contestó: "No, no, yo solo soy la que  barre; es lo que hago bien y me limito a eso".

¡Entre escobas anda Dios! esta monja, que no era Carmelita descalza, seguía el mismo lema.

Y es que barrer, fregar, quitar polvo… son tareas cotidianas que tratan de tener limpio el espacio que nos rodea, es una perfecta analogía del trabajo interior, que hay que repasar una y otra vez, para reconocer y liberar antiguos patrones.

Limpiar el hogar, realizar tareas laborales tiene también el sentido de ocuparse de los demás, por el bien de la familia o como beneficio de la sociedad. A medida que seamos capaces de desapegarnos de intenciones egoístas podremos ir comprendiendo que trabajar por otros es hacerlo por uno mismo.

Las leyes naturales tienen reglas para regular las energías que se reciben y las que se dan que tienen que estar en un equilibrio relativo. Si se da mucho y se recibe poco, el sistema se agota; si se da poco y se recibe mucho, se destruye.

Realizar las tareas cotidianas de buen ánimo, de manera concentrada y ofreciéndolas para la propia felicidad y la de los demás… es una manera de encontrar a Dios entre los pucheros.

foto.wikipedia

sábado, 4 de julio de 2009

Verano

Verano es el momento del año donde la luz y el calor alcanzan su máxima manifestación, los días son largos y las noches más cortas y en la naturaleza todo alcanza su explendor.

El verano, en términos energéticos, es la estación Yang por excelencia, donde las energías internas alcanzan su plena exteriorización, todo está a flor de piel, también pueden manifestarse los desequilibrios internos, de salud, emocionales, laborales... es un buen momento para observar los efectos que hemos creado en nuestra vida.

En verano muchas personas disfrutan de vacaciones, en casa o fuera se dispone de tiempo para distanciarse y verse desde fuera, reflexionar sobre que cambios queremos para nuestra vida y definir tácticas para conseguir los objetivos.

Por la ley del Yin-Yang, en momentos de exteriorización es equilibrado interiorizar sobre las causas de los efectos que vemos a nuestro alrededor.

Tomar tiempos para la reflexión, paseando por el campo o parque, sentados a la sombra de un árbol o a la vera del agua... también fregando los platos o hablando con los ni@s y amigos.

Sacar provecho de las vacaciones para mirar la vida con esperanza de cambio y fe en las posibilidades propias, en sincronía con el universo.

puedes leer también en blog.escuelavacacionesalpujarra:
leer en Salud 4 estaciones:
La respiración
Relajación de Mayo

foto.flickr
el Blog
Bienvenid@s al blog de Escuela Vacaciones Alpujarra, un espacio para expresar tus pensamientos, vivencias, sugerencias y opinones en armonía con el Universo. Juntos crecemos, unidos andamos el sendero y encontramos el sentido de la vida. Creemos en una sociedad viva, entre todos la creamos.